Nacional Principal

Llama AMLO a terminar con tiempos de bloqueos y malos tratos

Redacción / Agencias. Ciudad de México., 18 de septiembre de 2021.- En la inauguración de la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), el Presidente Andrés Manuel López Obrador pidió sustituir lo que llamó la política de bloqueos y de malos tratos en la región y que ningún Gobierno someta a otro bajo ningún motivo o mediante la utilización del dinero o las sanciones económicas.

“Me parece que es tiempo de sustituir la política de bloqueos y de malos tratos por la opción de respetarnos, caminar juntos y asociarnos por el bien de América sin vulnerar nuestras soberanías”, afirmó con clara referencia al bloqueo económico de Estados Unidos a Cuba, cuyo Presidente, Miguel Díaz-Canel, fue el invitado de honor hace tres días al aniversario de la Independencia de México.

En su discurso inaugural, López Obrador hizo tres propuestas para la región, primero la no intervención y la autodeterminación de los pueblos, la cooperación para el desarrollo y la ayuda mutua para combatir la desigualdad y la discriminación.

“En el terreno político, podemos comprometernos a respetar las decisiones internas de los pueblos y que ningún Gobierno se arroje la facultad de someter a otro país bajo ningún motivo, causa o pretexto o mediante la utilización del dinero, la propaganda la sanciones económicas y diplomáticas o el uso de la fuerza”, dijo.

En cuanto a lo económico o comercial, México como país que preside momentáneamente la Celac durante la pandemia, el Mandatario federal dijo que hay que construir junto con Estados Unidos y Canadá un acuerdo para fortalecer el mercado interno en el continente.

“Se trata de reactivar pronto la economía en nuestro continente para producir en América lo que consumimos”, afirmó.

Lopez Obrador además planteó una integración productiva “con dimensión social” que debe contar contar inversión para el bienestar de todos los pueblos de América, pero se enfocó en las inversiones que a su juicio podrían hacer Estados Unidos y Canadá.

“¿Acaso no tendría el Presidente Joe Biden el apoyo del Congreso de Estados Unidos para destinar recursos en beneficio de los pueblos de nuestra América para reducir la desigualdad y la violencia en la región, causas principales de de sosiego sociales y de flujos migratorios?”, planteó.

“Estoy seguro que el Presidente Joe Biden y la Vicepresidenta, Kamala Harris, así como el Primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, estarán atentos a las propuestas de consenso que logremos establecer en este foro para actuar en bien de nuestro respetables pueblos”, sostuvo.

Bajo un fuerte operativo de seguridad, la Sexta Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) inició este sábado en Palacio Nacional.

Militares y policías montaron un cerco de al menos dos cuadras alrededor del Zócalo y Palacio nacional, ante la visita de 17 Jefes de Estado y Cancilleres y representantes de 13 países.

El llamado del Presidente López Obrador fue respaldado por otros Mandatarios, quienes incluso le agradecieron su liderazgo. 

El segundo discurso fue del boliviano Arce, quien acusó de injerencista a la Organización de los Estados Americanos (OEA), en la que sí participan Estados Unidos y Canadá, y cuya desaparición ha sido planteada por López Obrador.

“Su creciente injerencia en los asuntos de los Estados no contribuye a la solución pacífica de controversias, sino que las genera. Es un organismo obsoleto e ineficaz que no responde a las necesidades de nuestros estados ni a los principios del multilateralismo”, dijo Arce.

Carlos Alvarado Quesada, de Costa Rica, consideró que la Celac representa un bloque relevante y de peso en el mundo. Y el Presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, alabó a López Obrador.

“Señor Presidente, todos los latinoamericanos reconocemos su incansable dedicación a la causa del continente, es gracias a su pasión que hoy podemos reunirnos alrededor de intereses comunes y replantearlo como nuevas esperanzas”, planteó.

“Creo que hablo por todos los presentes cuando digo: Gracias por su liderazgo”.

Fuente: Reforma.