Nacional Principal

Descubre CNDH teatro de SSP y FGE Veracruz en caso de jóvenes defendidos por Monreal

  • Se comprueba que elementos de la SSPV y de la FGJ fabricaron delitos en contra de seis jóvenes en septiembre

Por Gustavo Arteaga / Agencia. Xalapa, Ver., 31 de diciembre de 2021.- La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), emitió la recomendación 146/2021 tras las violaciones a la seguridad jurídica y libertad personal, luego de comprobarse la fabricación de un delito en la detención de seis jóvenes por parte de policías estatales y el personal de la Fiscalía General de Justicia del Estado (FGE) en  Xalapa, Veracruz.

La recomendación fue dirigida al gobernador constitucional del estado de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez y a la titular de la Fiscalía General de Justicia de la entidad, Verónica Hernández Giadáns.

El 3 de septiembre del 2021 seis jóvenes fueron detenidos y puestos a disposición ante un juez por siete elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del estado de Veracruz (SSPV), por el supuesto delito de ultrajes a la autoridad.

De acuerdo al reporte de los elementos de la Secretaría de Seguridad del Estado de Veracruz (SSPV), ese día se encontraban patrullando en el perímetro de la Calzada Del Tejar y la calle Joaquín Muñoz en la colonia Alvaro Obregón en la capital veracruzana.

Afirmaron que durante su recorrido de seguridad y prevención al delito, vieron a dos individuos que llevaban sometido a un tercero para subirlo a la fuerza a un vehículo, seguidos de cerca por dos hombres más.

Los oficiales declararon que los individuos se comportaron de manera extraña cuando vieron las unidades policiales e intentaron abordar dos vehículos con la persona sometida en lo que parecía ser un intento de fuga.

Los elementos de la SSPV aseguraron que iniciaron un operativo y se acercaron a los vehículos y que los ocupantes se comportaron de manera violenta, sacando cuchillos para amagarlos y amenazar a la persona que llevaban sometida.

De acuerdo a sus declaraciones en ese momento llegaron dos individuos más a bordo de una motocicleta y al igual que los otros cuatro, habrían amenazado a los policías estatales con armas blancas.

Según dice en el reporte de los oficiales, todos los individuos fueron despojados de sus armas y sometidos gracias a sus capacidades físicas y su agilidad, logrando liberar a la supuesta víctima para después llevarlos ante un ministerio público.

La primera audiencia en el juzgado de Xalapa se realizó el 11 de septiembre del 2021 y el juez determinó que los inculpados debían ser vinculados a proceso por el delito de ultrajes a la autoridad.

Durante las investigaciones se descubrió que los oficiales de la SSPV mintieron en la declaración tanto en modo, tiempo y lugar, pues la detención de las seis personas no se realizó en las calles de Xalapa, sino en una conocida plaza comercial.

La defensa de los inculpados comprobó con varios videos de las cámaras de seguridad del centro comercial, que los seis jóvenes se encontraban dentro de la plaza y al momento de ser detenidos no opusieron resistencia ni llevaban consigo ningún tipo de arma.

El documento de la CNDH explicó que uno de los seis individuos se encontró en un restaurante la plaza comercial con otro joven que le debía dinero y, el deudor, al ver que el que exigía el pago iba con cinco personas más temía que lo golpearan.

Al ver la discusión entre las personas algún espectador llamó a la policía y los jóvenes desalojaron el restaurante y una vez afuera los oficiales de policía les coloraron las esposas para llevarlos a la delegación.

Según la declaración de los detenidos, los oficiales no los presentaron inmediatamente ante un ministerio público, sino que fueron trasladados al cuartel de la SSPV, en el que fueron amenazados, amagados, obligados a firmar declaraciones falsas y a dar las claves de sus teléfonos celulares, los cuales les habían sido retirados.

Durante la recolección de testimonios, la supuesta persona agredida por los seis jóvenes, declaró que fue falsa la declaración de los elementos de la SSPV, pues en ningún momento fue agredido por su cobrador ni por ninguno de sus amigos.

El deudor, que se convirtió en testigo a favor de los seis detenidos, aseguró que los seis jóvenes en ningún momento agredieron a los oficiales ni de manera física ni con palabras y negó que llevaran cuchillos como lo aseguraron los policías estatales.

Las pruebas a favor de las seis personas inculpadas fueron determinantes para comprobar que se encontraban frente a la fabricación de un delito y que los implicados se convirtieron en víctimas de los oficiales de la SSPV y de la Fiscalía General de Veracruz.

La CNDH solicitó al gobernador Cuitláhuac García Jiménez una investigación, sanciones y la reparación del daño en contra de las seis víctimas de este caso de acuerdo a las leyes nacionales e internacionales de los derechos humanos.

La CNDH destacó la importancia de que el gobierno de Cuitláhuac García Jiménez, dentro de un plazo de tres meses, implemente un curso integral sobre capacitación y formación en materia de derechos humanos a la seguridad jurídica dirigida a los elementos de la SSPV, involucrados en estos hechos.

Además en la recomendación directa a Cuitláhuac García y a la titular de la fiscalía, se les solicitó la reparación del daño a las víctimas y otorgarles la ayuda sicológica que requieran y actuar de manera legal en contra de los agentes involucrados y mostrar constancias del cumplimiento de la solicitud.