Estado Principal

Denuncia Miguel Ángel Yunes Márquez hostigamiento, espionaje y persecución política del Gobierno del Estado

  • Existe una campaña de hostigamiento, espionaje y persecución política por parte del Gobierno de Cuitláhuac García
  • Utilizan a la Fiscalía General del Estado para intervenir su celular e intentar fincarle delitos
  • Quieren a toda costa frenar su candidatura a la Presidencia Municipal de Veracruz
  • Yunes Márquez: “No me van a callar, conmigo se toparon con pared”
  • Su lucha será para defender la libertad de los veracruzanos y no permitirá que pasen por encima de nuestra democracia

Redacción / Ventanaver. Xalapa, Ver., 26 de abril de 2021.- Miguel Ángel Yunes Márquez, candidato del PAN a la Presidencia Municipal de Veracruz, denunció la campaña de hostigamiento, espionaje y persecución política de la que ha sido objeto no solo él, sino también su familia, orquestada desde el Gobierno del Estado.

Señaló que a través campañas de desprestigio y mentiras intentan intimidarlos con el objetivo de que se vayan del Estado y él deje la vida pública.

Subrayó que lo que está pasando actualmente va mas allá de un ataque hacia su familia o hacia su persona; es un ataque directo a la democracia en Veracruz.

Miguel Ángel Yunes Márquez manifestó que desde el momento que decidió competir por la Presidencia Municipal de Veracruz el Gobierno del Estado ha intentado por todos los medios evitar su participación y hoy denuncia la acción mas peligrosa de todas las que han emprendido en su contra: La utilización de la Fiscalía General del Estado para tratar de echar abajo su candidatura y meterlo a la cárcel.

Expresó que la estrategia del Gobierno de Cuitláhuac García es activar denuncias y órdenes de aprehensión en contra de candidatos ganadores de partidos distintos al del gobierno y para ello la Fiscalía se ha convertido en su brazo ejecutor, persiguiendo opositores y metiéndose en el proceso electoral.

Señala que así lo han hecho con Rogelio Franco, candidato del PRD a diputado federal y de Gregorio Gómez y Nicolás Ruiz Roset, candidatos de la alianza PAN-PRI-PRD a presidentes municipales de Tihuatlán y de Minatitlán, quienes seguramente triunfarían por un amplio margen contra los candidatos de MORENA, y hoy los tres están en la cárcel sin haber sido juzgados o declarados culpables de ningún delito.

Miguel Ángel Yunes Márquez dice que eso mismo quieren hacer con él, y tiene pruebas de que la Fiscalía del Estado solicitó la intervención de su teléfono celular para escuchar lo que habla, leer lo que escribe, tener su ubicación en todo momento.

“Quieren saber en dónde duermo, en dónde como, o con quién hablo”.

Advierte Miguel Ángel Yunes que el Gobierno del Estado quiere quitarle la candidatura a como dé lugar, imputándole delitos inexistentes para tratar de meterlo a la cárcel, si no lo logran por esta vía utilizarán a jueces cómplices, y por ordenes del Gobernador el Tribunal Electoral de Veracruz intentará anular su candidatura al inicio de la campaña.

El gobierno de Cuitláhuac García quiere controlar a los opositores mediante la fuerza, reiteró.

Miguel Ángel Yunes Márquez dijo que eso no es lo más grave, sino que el problema real es que si se deja que el Gobierno siga con esta persecución el siguiente al que metan a la cárcel o le intervengan el teléfono puede ser cualquier persona que no esté de acuerdo con el gobierno. “Si dejamos que el Gobierno represor siga actuando así estaremos permitiendo el inicio de una dictadura”.

Subrayó que por ello su lucha será para defender nuestra democracia; “para que no nos quiten a los veracruzanos el derecho de opinar, de hablar, de protestar, de estar en contra o de exigirle resultados al Gobierno; una lucha para que no te nieguen el derecho de elegir, para que tú decidas quién te representa y quién te gobierna, para que tú decidas y que no sea el gobierno represor el que decida por ti”.

“Yo les digo que a mí no me van a callar, que no me van a doblar, que conmigo sí se toparon con pared, voy a defender la libertad de los veracruzanos y no voy a permitir que pasen por encima de nuestra democracia”, concluyó.