Justicia Principal

Denuncia Jorge Reyes Peralta a Jueza por presuntos actos de corrupción

Foto Twitter: @HoraCero_MX

Redacción / Ventanaver. Xalapa, Ver., 14 de octubre de 2020.- Ante la Fiscalía Anticorrupción, fueron denunciadas la jueza del Juzgado Octavo de Primera Instancia Especializada en materia familiar de Orizaba Gema “N” y a la secretaria de acuerdos Eloísa “N”, por presuntos actos de corrupción, abuso de autoridad y delitos contra la administración de justicia.

La señora Samira “N”, acudió acompañada de su abogado, Jorge Reyes Peralta, relató que tras divorciarse de su ahora ex marido hace cuatro meses, fue despojada el pasado de septiembre de sus hijos de seis y cuatro años, en menos de 72 horas, la jueza otorgó la guardia y custodia a la hermana del ex esposo.

La señora con lágrimas en los ojos narró que sus hijos nunca habían estado lejos de ella, fuera del tiempo que les tocaba convivir con su papá, algunos fines de semana, ya que desde que se divorció hace cuatro meses, ella siempre dejó que los niños vieran a sus padre, pero ahora teme por su integridad, porque el abuelo de los niños es “alcohólico y la abuela toma ansiolíticos”, teme que caigan en omisión de cuidado, pues aunque la jueza depositó la Guarda Custodia de los niños en la hermana de su ex esposo, “son los abuelos quienes se están haciendo cargo de ellos”.

El esposo es un prestigiado empresario, del ramo ecológico y tiene una empresa de energías limpias que da servicio a la cadena de supermercados Walmart, su ex esposa sabe que lucha con alguien que tiene poder adquisitivo, para corromper jueces.

El abogado Reyes Peralta comentó que la jueza actuó sin conocimiento del convenio que había con su ex pareja, donde se señala que la guardia y custodia de los menores era de la madre que radica en Puebla, por lo que el padre los visitaba cada fin de semana para llevarlos a Orizaba.

“Cometieron delitos por hechos de corrupción que son abuso de autoridad y contra la administración de justicia, por dichos delitos estas dos funcionarias pueden alcanzar hasta ocho años de prisión”, manifestó.

Reyes Peralta acusó que este caso lo resolvió en su escritorio sin tomar en cuenta pruebas y expedientes: “No se cerciora siquiera porque en el escrito únicamente dice que en el mes de junio se divorciaron, pero la jueza no exhibe ni la copia de ese expediente porque fue un juzgado distinto y la jueza le quita los niños a la señora de 4 y 6 años y los entrega a la tía; definitivamente es un acto de corrupción. Jamás salieron del juzgado, la diligencia se practicó en el escritorio de la jueza, le llevaron fotografías, la jueza no conoce ni a los niños, ni la secretaria menos, así de fácil”, expuso el abogado.

“Para entregar esos menores la jueza, no les pidió ningún requisito a quien se los entregó y ningún certificado, ni nada, porque, por las simple y sencilla razón porque todas esas diligencias en 72 horas las hicieron en el escritorio y en el juzgado, la jueza jamás salió, ni la secretaria a practicar la diligencia, eso es un acto de corrupción que venimos a denunciar”, dijo y adelantó que presentará además una queja administrativa en el Consejo de la Judicatura, así como una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

Reyes Peralta lamentó que en el Consejo de la Judicatura “estén peleándose los magistrados, más preocupados por quién debe ocupar la titularidad del tribunal, que estar atentos a lo que andan haciendo los jueces, como la de Orizaba, que, de paso, estuvo en la lista de los que aspiraban a ser presidentes del Poder Judicial, imagínense”, refirió finalmente.

Los abogados entregaron la querella ante la Fiscalía Anticorrupción, ubicada en la torre Olmo.