Astrolabio Político Columna

El miedo a Cazarín

Astrolabio Político

Por: Luis Ramírez Baqueiro

“La violencia es el miedo a los ideales de los demás.” – Mahatma Gandhi.

Las versiones hablan del último intento de un funcionario por pretender atajar a su Némesis, quienes han estado cerca del hombre aseguran que tiene volteadas las vísceras de los tremendos corajes que ha pasado en los últimos días.

Inclusive acostumbrado a esa ferviente religiosidad mal comprendida por algunos pseudo-políticos, ha practicado cuanto rito le garantice salirse con la suya, solo que, para su desgracia, ni todas las deidades y potencias de los mil y un continentes pueden contra las buenas prácticas.

Y eso precisamente, afirman los que le conocen, le ha puesto las tripas de cabeza, no hay modo, que le caliente el sol, ni la luna, ni las estrellas, por más que sus corifeos escriben un día sí, y otro también, una serie de sandeces respecto al destino de su acérrimo enemigo.

Pero para su desgracia, las estrellas se le han alineado a su contrario, tanto que inclusive cuenta con la venía y el respaldo de una poderosa gobernadora del sureste de México, del mismo Gobernador de Veracruz y del que manda en todo México.

Qué más puede pedir el personaje antítesis del oscuro personaje, quien, a pesar de toda la mala leche, uno a uno fue venciendo los obstáculos que el orondo personaje pretendió acomodarle.

Hoy por hoy, la participación de Juan Javier Gómez Cazarín en la Sexagésima Sexta Legislatura estaría garantizada, con base en el desarrollo de un estupendo papel en servicio del gobernador Cuitláhuac García Jiménez, pero también del presidente Andrés Manuel López Obrador, a quienes ha apoyado desde el Congreso a garantizar y hacer realidad las reformas transformadoras de su régimen.

Aunado a ello, el famoso “Carón” como le han querido acuñar, cuenta con capital político propio, tanto en Veracruz como en el sureste de México, cosa que el pobre personaje simplemente no construye, mucho menos tiene -pues algunos que nacen para macetas no pasan del corredor-.

El intento de azuzar a la opinión pública advirtiendo que la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación habrá de darle un revés al legislador tuxtleco, es la evidencia del nivel de desesperación e impotencia.

Sobre todo, cuando los fallos tanto del OPLE, el Tribunal Electoral del Estado de Veracruz, la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación han sido en todo momento por unanimidad a favor de la designación de las diputaciones plurinominales.

Por eso, quizá el enconó, quizá por ello, la afrenta, el no rendirle pleitesía, a quien no lo merece, y mucho menos lo vale.

Anécdotas cuentan que de venganzas está colmada la política, así un ex gobernador de Veracruz –hoy caído en la desgracia-, pretendió cobrarles factura a algunos actores políticos que en su momento no consideraron que su persona tuviera los méritos, mucho menos las capacidades para ostentar el cargo.

Llegado su momento, el sujeto, cobró lo que él sintió una ofensa, negándoles espacios laborales a esos personajes, no midiendo en ello las consecuencias, pues aun cuando el poder es momentáneo y efímero, las cosas vuelven a su cauce normal.

Con el paso de los meses, los personajes, se incrustaron en el sistema, navegando con bajos perfiles, para llegado el momento, ver caer al personaje, confirmando sus proyecciones, al considerarlo mala opción como candidato y gobernante en su momento.

Lo mismo, le pasa al pseudo político con poderes de cacique, quien olvida que cada día está más cerca su final dentro de la vida política estatal, y quien por supuesto no ha evaluado lo que a su paso ha ido construyendo en el camino.

El miedo a Cazarín obedece precisamente a ese futuro que se le avecina, pues demostrado está, que mientras el mandata con puño de hierro, el otro, empleo la habilidad que los políticos natos tienen y es la de la negociación.

Bien señalaba Maquiavelo en su gran obra El Príncipe: “un príncipe prudente debe apoyarse en lo suyo y no en lo ajeno, tratando siempre de evitar el odio.”

Dice el refrán popular “siembran vientos y cosecharás tempestades”, y eso al parecer es lo que el personaje ligado directamente a la secretaria de Energía, Rocío Nahle García habrá de recoger.

Todas y cada una de las acciones emprendidas por el personaje escritas están en una larga lista, que habrá con el paso de los días y semanas de irle cobrando una a una.

En política nunca hay que olvidar que lo que está arriba se refleja abajo y que la política es circular, unos suben y otros bajan, pero siempre el ciclo retorna a donde debe de estar, la pregunta será ¿tendrán esos que hoy se sienten dioses la capacidad de estar?

Más hubiera valido actuar con sensatez y prudencia, que con ese odio desmedido que como bumerán habrá de volver.

Al tiempo.

astrolabiopoliticomx@gmail.com

Twitter: @LuisBaqueiro_mx