Nacional

Bosque de Chapultepec, cuatro siglos de recreación de capitalinos

chapultepec
Bosque de Chapultepec / Foto Cortesia de Imágenes Áreas de México.

Por Verónica Torres Lizama / Notimex. México, 31 de octubre de 2014.- El Bosque de Chapuletepec es el parque urbano más grande e importante de la ciudad de México que data del siglo XVI, y que a partir de 1530 las autoridades decidieron abrirlo como lugar de esparcimiento para los capitalinos.

A lo largo de cuatro siglos el bosque ha aumentado su extensión y ha sido remodelado varias veces con nuevos espacios que le agregaron interés y valor.

En el siglo pasado el Bosque de Chapultepec, paulatinamente se amplió con la construcción de centros culturales y recreativos que fueron autorizados por el gobierno federal.

Actualmente cuenta con una superficie total, incluyendo la primera y segunda sección, de 438 hectáreas, de éstas, 117 son ocupadas por algunas edificaciones.

En la década de 1960 se llegó a la conclusión de que si la gente no iba a los museos entonces había que construirlos donde regularmente se divertían y por ello se edificaron algunos en este espacio verde.

Al respecto la titular de la Secretaría de Medio Ambiente del Distrito Federal, Tanya Müller García, señaló que el Bosque de Chapultepec es considerado como uno de los pulmones más grandes de la capital, en el hemisferio occidental y está dividido en tres secciones.

“La primera es la más visitada ya que es 100 por ciento creativa; la segunda se divide ya que entre semana se usa de manera deportiva, pues al día recibe entre cuatro mil y cinco mil corredores, y en los fines de semana también es recreativa, y la tercera sección es más de ecoturismo”, comentó.

En entrevista con Notimex indicó que la primera sección es el área más costosa en cuanto al mantenimiento pues es la más visitada, con aproximadamente 250 mil visitantes por semana.

Explicó que, en los próximos cuatro años, se invertirán 80 millones de pesos en la implementación del Plan Maestro para la rehabilitación e integración de toda la segunda sección y así brindar un mejor aspecto a los usuarios en lo referente a movilidad en el Distrito Federal.

“Se pretende hacer mejorías en diversas zonas, como en la estructura peatonal, la vialidad y el estacionamiento; el punto es incrementar el número de visitantes y que quienes nos visiten tengan más opciones para regresar”, subrayó.

La funcionaria del gobierno del Distrito Federal dijo que los visitantes pueden disfrutar de dos lagos, un lanchicinema, museos, rodadas nocturnas, un jardín botánico, aula digital, sitios para llevar a cabo lecturas, así como espacios para realizar deporte.

A lo largo y ancho del Bosque de Chapultepec se realizan talleres, cursos, eventos culturales, exposiciones y diversas actividades recreativas que los asistentes aprecian y disfrutan.

Müller García explicó que además hay un jardín sensorial, un espacio con recorrido especial para discapacitados y débiles visuales, en donde hay guías y las personas pueden oler, oír y tocar.

Sin duda un espacio interesante del bosque es el Jardín de Adultos Mayores constituido por 36 mil 500 metros cuadrados, en donde este sector de la población, desde 1986, asisten a distraerse, relajarse o porque no a tomar alguna de las clases que se imparten en el lugar, resaltó.

Esas clases son desde gimnasia, danza, coros, yoga, círculo de lectura, tejido, pintura, cine, baile de salón, cerámica, tallado de madera, entre otros.

Además, precisó que el último jueves de cada mes se lleva a cabo un festival de danzón y se hace en coordinación con el Instituto para la Atención de Adultos Mayores del Distrito Federal.

La funcionaria capitalina detalló el parque dentro del bosque dirigido a los más pequeños de la casa. Este lugar es el Parque Infantil “La Hormiga” donde se pueden llevar a cabo fiestas infantiles, siempre y cuando se cumplan una serie de requisitos.

Este es un espacio de 3.8 hectáreas en las que hay juegos infantiles segmentados por edades y áreas de descanso.

Reveló que durante 10 años era parte de la Residencia Oficial de Los Pinos y a partir del 8 de diciembre de 2002 se convirtió en parque infantil. Su acceso más cercano es por la Puerta Quebradora.

Müller García expresó que el también considerado parque más antiguo de América Latina, es visitado por alrededor de 15 millones de personas al año, es un lugar que está a la altura del Central Park en Nueva York; Hyde Park, en Londres, o Le Bois de Bologne, en París.